Toma las riendas del cuidado de tu salud

in english

Información general

No tengas miedo de hablar y hacer preguntas cuando estés en el consultorio del doctor. Cuando participas de manera activa en el cuidado de tu salud puedes mejorar la calidad de la atención que tú y tu familia reciben.

La mayoría de las personas dependen de diferentes doctores, enfermeras, farmacéuticos y programas de seguro médico para el cuidado de su salud. Es un trabajo en equipo y tú eres el miembro más importante de ese equipo.

Para hacerte cargo del cuidado de tu salud:

  • Mantén un registro de la información importante para tu salud.
  • Conoce los antecedentes médicos de tu familia.
  • Hazte chequeos médicos con regularidad.
  • Ve preparado a las citas médicas.
  • Hazle preguntas al doctor, a la enfermera o al farmacéutico.

Usa esta guía para seleccionar un doctor, un hospital o un centro de cuidados de enfermería.

Toma acción

Toma estas medidas para participar de manera activa en el cuidado de tu salud.

Mantén un registro de la información importante para tu salud.
Mantén toda la información importante sobre tu salud en un solo lugar para que te sea más fácil manejar el cuidado de tu salud. Lleva esta información a todas tus citas médicas.

Para comenzar un registro personal de salud, anota:

  • Tu nombre, fecha de nacimiento y tipo de sangre
  • El nombre y el número de teléfono de un amigo o pariente a quien se pueda llamar en caso de emergencia
  • Los números de teléfono y las direcciones de los lugares a los que vas a recibir atención médica, incluida la farmacia
  • Las fechas y los resultados de los chequeos médicos y las pruebas que te han hecho
  • Una lista de las vacunas que has recibido (y las fechas en que te las pusieron)
  • Los medicamentos que tomas, cuánto tomas y por qué los tomas
  • Todo problema de salud que tengas, incluso las alergias

Si no estás seguro de esta información, ponte en contacto con el consultorio del doctor.

Conoce los antecedentes médicos de tu familia?.
Los antecedentes médicos de tu familia también son una parte importante de tu registro personal de salud.  Usa este sitio web para reunir los antecedentes médicos de tu familia.

Hazte chequeos médicos con regularidad.
El doctor o la enfermera te pueden ayudar a mantenerte sano. Si no tienes un doctor o enfermera, mira estos consejos para escoger a un doctor en el que puedas confiar.

Los chequeos periódicos pueden ayudarle al doctor o a la enfermera a encontrar los problemas de salud a tiempo, cuando pueden ser más fáciles de tratar.

Si deseas más información, mira los siguientes enlaces:

¿Qué puedo hacer sobre los costos?
La Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio (Affordable Care Act, en inglés), la ley de reforma del sistema de salud que se aprobó en 2010, cubre muchos de los servicios de prevención, como pruebas médicas o vacunas. Si quieres más información, puedes visitar su sitio en inglés. Esta ley también cubre las consultas periódicas con el doctor hasta los 21 años, así como las consultas de mujer sana. 

Según el plan de seguro médico que tengas, quizás puedas recibir servicios de prevención sin tener que pagar nada. Habla con tu seguro médico para recibir más información.

Si no tienes seguro médico, estos sitios web te pueden ayudar a obtener atención médica:

Anota de antemano las preguntas que tengas.
Anota todas las preguntas que tengas sobre tu salud y lleva la lista cuando vayas al doctor, la enfermera o el farmacéutico.  Usa este sitio web para hacer tu propia lista de preguntas.

Sácale el mayor provecho a tus consultas con el doctor.
Lleva a la cita tu lista de preguntas y tu registro personal de salud. Quizás quieras que te acompañe un familiar o amigo para que te ayude a tomar apuntes.

Asegúrate de decirle al doctor si ha habido algún cambio desde la última consulta, por ejemplo:

  • Nuevos medicamentos que tomas ahora, incluso los que compras sin receta médica, remedios a base de hierbas, remedios caseros y vitaminas
  • Enfermedades y operaciones recientes
  • Cambios importantes que haya habido en tu vida, como la pérdida del empleo o la muerte de un familiar
  • Dudas o problemas de salud
  • Información de salud que hayas encontrado en Internet o que hayas escuchado de otras personas

Seguimiento después de la cita.
Se requiere tiempo para hacer los cambios saludables que te indicó el doctor o la enfermera. Recuerda que debes:

  • Llamar si tienes alguna pregunta o algún efecto secundario de los medicamentos.
  • Pedir cita para las consultas de seguimiento o para los análisis de laboratorio, si son necesarios.

Última revisión del contenido: 31 de julio de 2014 Revisión de contenido

Un pareja se mira mientras trabaja en la computadora.

Comienza hoy con estos pequeños pasos

¿Para quién es la información que estás buscando hoy?

myhealthfinder