Toma los medicamentos como te dijo el doctor

in english

Información general

Los medicamentos pueden hacer que te sientas mejor y te recuperes cuando estás enfermo, pero si no sigues las indicaciones, también pueden hacerte daño.

Puedes reducir la posibilidad de tener efectos secundarios (efectos indeseados o inesperados) de los medicamentos si sigues atentamente las indicaciones. Los efectos secundarios pueden ser leves, como dolor de estómago, o más graves, como daño al hígado.

Si sigues las indicaciones de la etiqueta del medicamento o las que te dé el farmacéutico, el doctor o la enfermera, vas a obtener los mejores resultados.

Toma estas medidas sencillas para evitar problemas con los medicamentos.

  • Sigue atentamente las indicaciones de la etiqueta del medicamento.
  • Si no entiendes las indicaciones, pídele al doctor, a la enfermera o al farmacéutico que te las explique.
  • Mantén una lista de todos los medicamentos, vitaminas, minerales y productos a base de hierbas que tomas. Muéstrale esa información al doctor.
  • Conserva los medicamentos en un lugar fresco y seco, donde no los puedan alcanzar los niños ni las mascotas.

Hay diferentes tipos de medicamentos.
Los 2 tipos principales de medicamentos son los que se venden con receta médica y los que se venden sin receta médica.

Medicamentos de venta con receta
Los medicamentos que necesitan receta médica son aquellos que solo puedes obtener con una receta del doctor. Estos medicamentos se consiguen en una farmacia.

  • Los medicamentos de venta con receta son únicamente para la persona cuyo nombre aparece en la receta.
  • Desecha los medicamentos de venta con receta cuya fecha de vencimiento haya pasado o los que no hayas usado. Pregúntale al farmacéutico cuál es la manera adecuada de desecharlos.

A veces puedes elegir entre un medicamento genérico y un medicamento de marca. Los medicamentos genéricos y los de marca actúan de la misma manera. Por lo general, los medicamentos genéricos cuestan menos que los de marca.

Habla con el doctor, el farmacéutico o el seguro médico si deseas más información sobre los medicamentos genéricos. Averigua más sobre los medicamentos genéricos.

Medicamentos de venta sin receta
Los medicamentos de venta sin receta son medicamentos que se pueden comprar en una tienda sin necesidad de tener receta del doctor.

Entre los medicamentos de venta sin receta están:

  • Los medicamentos para los resfriados y la gripe
  • Los analgésicos como la aspirina, el paracetamol (acetaminofén) y el ibuprofeno
  • Los antialérgicos
  • Los medicamentos para conciliar el sueño 
  • La crema dental con flúor
  • Los antitranspirantes (que se encuentran en muchos desodorantes)

La etiqueta del medicamento
Todos los medicamentos de venta sin receta médica tienen una etiqueta con información que te sirve para escoger el medicamento adecuado para ti y para el problema médico que tienes.

La etiqueta también contiene instrucciones sobre cómo usar el medicamento sin peligro. Incluso los medicamentos que se venden sin receta pueden causar efectos secundarios o daños si se usan demasiado o no se usan correctamente.

Sigue las indicaciones de la etiqueta para reducir la probabilidad de tener efectos secundarios.

Más detalles sobre la información de la etiqueta de los medicamentos de venta sin receta.

Toma acción

Evita problemas y errores con los medicamentos.

Sigue atentamente las indicaciones.
Lee con atención las indicaciones del medicamento de venta con receta o de venta sin receta.

Mira esta guía sobre cómo usar correctamente los medicamentos que se venden sin receta médica [PDF, 127 KB].

Si después de tomar un medicamento notas algún cambio desagradable, como mareo o malestar de estómago, llama al doctor o a la enfermera.

Habla con el doctor.
Antes de tomar un medicamento nuevo que requiera receta médica, dile al doctor si:

  • Tomas algún otro medicamento, con o sin receta médica
  • Tomas vitaminas, minerales o productos a base de hierbas
  • Tienes alergia a algún medicamento
  • Has tenido algún efecto secundario después de usar un medicamento
  • Estás embarazada o amamantando, ya que algunos medicamentos pueden causarle daño al bebé
  • Tienes preguntas o dudas sobre el medicamento nuevo

Aunque te sientas mejor, sigue tomando los medicamentos que te han recetado hasta que el doctor te diga que puedes dejar de tomarlos. Consejos sobre cómo hablar con el doctor sobre los medicamentos.

Haz preguntas para estar seguro de que entendiste.
Para tomar un medicamento sin peligro, tienes que saber:

  • Qué contiene el medicamento
  • Por qué te lo recetaron
  • Cuál es la forma correcta de tomarlo
  • Si hay medicamentos que no debes tomar al tiempo con este

Hazle preguntas al doctor, la enfermera o el farmacéutico para asegurarte de que entendiste cómo se toma el medicamento.

Lleva un registro de los medicamentos que tomas.

  • Haz una lista de los medicamentos que tomas [PDF, 340 KB] (en inglés). Anota cuánto tomas de cada medicamento y en qué momento lo tomas.
  • Lleva esa lista cuando vayas a ver al doctor o a la enfermera. Quizás quieras darle también una copia a un familiar o amigo.
  • Lee y conserva la información que venga con el medicamento.
  • Conserva los medicamentos en el frasco o la caja en que venían para que tengas toda la información de la etiqueta.
  • Pon atención al color y la forma de las pastillas que tomas. Si al comprar más medicamento notas que el aspecto de las pastillas es diferente, pídele al farmacéutico que compruebe si te dio el medicamento correcto.

Guarda los medicamentos en un lugar seguro.
Los medicamentos que se conservan correctamente duran más y actúan mejor.

Llama al Centro de Toxicología (1-800-222-1222) de inmediato si un niño u otra persona toma uno de tus medicamentos por accidente.

Última revisión del contenido: 31 de julio de 2015 Revisión de contenido

Comienza hoy con estos pequeños pasos

¿Para quién es la información que estás buscando hoy?

myhealthfinder