Llevar guantes y batas en la UCI puede reducir la infección con SARM, según un estudio

Una revisión de trabajadores de atención de la salud mostró una reducción en la propagación del 'súper germen'

SÁBADO, 5 de octubre (HealthDay News) -- Requerir que los trabajadores de atención de la salud lleven guantes y batas en cada contacto con pacientes de la unidad de cuidados intensivos (UCI) reduce el riesgo de un tipo de infección resistente a los antibióticos, pero no a otro tipo, muestra un estudio nuevo.

Los investigadores se centraron en los dos tipos principales de infecciones resistentes a los antibióticos que afectan a los pacientes en los hospitales y otros lugares de atención sanitaria: el Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (SARM) y el Enterococcus resistente a la vancomicina (ERV).

Una multitud de investigaciones muestra que los trabajadores de atención de la salud se contaminan las manos y la ropa con la bacteria al tocar a los pacientes. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. recomiendan el uso de guantes y batas ("precauciones para el contacto") al cuidar pacientes que se sabe que están colonizados (son portadores de) o infectados con una bacteria resistente a los antibióticos.

Sin embargo, la presencia de la bacteria resistente a los antibióticos no se detecta en muchos pacientes y, por lo tanto, no se usan precauciones para el contacto. No se sabía si requerir a los trabajadores de atención de la salud que llevaran guantes y batas al tratar a todos los pacientes (no solo a los que se sabía que estaban colonizados) reduciría la propagación de las bacterias resistentes a los antibióticos.

En un intento por responder a esta pregunta, los investigadores llevaron a cabo un estudio en UCI médicas y quirúrgicas en 20 hospitales estadounidenses desde enero de 2012 hasta octubre de 2012. En algunas de las UCI, todos los trabajadores de atención sanitaria llevaban guantes y batas para cualquier contacto con pacientes y cada vez que entraban en cualquier habitación con pacientes.

Estas medidas no redujeron las tasas de infección con ERV, pero sí redujeron las tasas de infección con SARM, según el Dr. Anthony Harris, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Maryland, y sus colaboradores.

El estudio fue publicado en línea el 4 de octubre en la revista Journal of the American Medical Association y será presentado el viernes en la semana de las enfermedades infecciosas, una reunión de la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos de América (Infectious Diseases Society of America), en San Francisco.

Los hallazgos muestran que, con respecto a la prevención de las infecciones en la UCI, "cada una es un mundo", escribió en un editorial acompañante la Dra. Preeti Malani, del Sistema de Salud de la Universidad de Michigan y del Sistema de Atención de Salud de Asuntos de Veteranos de Ann Arbor.

Los esfuerzos para reducir las infecciones deben personalizarse a las circunstancias y los recursos de cada UCI en concreto, anotó Malani, según un comunicado de prensa de la revista.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre las infecciones adquiridas al recibir atención de la salud.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

FUENTE: Journal of the American Medical Association, news release, Oct. 4, 2013

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. enlace externo  Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite Noticias de la salud.