No pida videos de los ultrasonidos fetales como suvenires, plantea la FDA

Además, enfatiza la agencia, deje los monitores Doppler de los latidos cardiacos fetales a los profesionales médicos

MARTES, 18 de marzo de 2014 (HealthDay News) -- Las madres embarazadas no deben hacerse videos de los ultrasonidos fetales como recuerdos, y no deben usar monitores Doppler de ultrasonidos de los latidos cardiacos de venta libre, según la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de EE. UU.

Ambos productos por lo general se consideran seguros, pero están aprobados para su uso solo con una indicación médica. El creciente uso de estos dispositivos por motivos no médicos plantea preocupaciones entre las autoridades sanitarias.

"Aunque no hay riesgos conocidos de las imágenes de ultrasonido y los monitores de los latidos cardiacos, la radiación asociada a los mismos puede producir efectos sobre el cuerpo", advirtió en un comunicado de prensa de la FDA Robert Phillips, médico del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica de la agencia.

"Cuando el ultrasonido entra al cuerpo, calienta los tejidos levemente", explicó Phillips. "En algunos casos, también puede producir pequeñas burbujas de gas en los fluidos o tejidos corporales".

Phillips señaló que el impacto a largo plazo de esos efectos es desconocido.

"Realizar ultrasonidos prenatales sin supervisión médica podría poner en riesgo a la madre y a su bebé no nacido", lamentó. "La cuestión esencial es, ¿por qué arriesgar la salud de su bebé por un video?".

En algunos casos, cuando las madres se hacen videos de sus fetos como suvenires, la máquina de ultrasonido podría usarse incluso durante una hora, dijo Phillips.

A la FDA también le preocupan las ventas sin receta de los monitores Doppler de ultrasonidos para los latidos cardiacos, que se utilizan para escuchar el latido cardiaco de un bebé. La agencia señala que estos aparatos solo deben ser utilizados por o bajo la supervisión de un profesional de la atención médica.

"Cuando el producto se compra sin receta y se usa sin una consulta previa a un profesional de la atención médica, no hay supervisión sobre cómo se utiliza, y la exposición no conlleva ningún beneficio médico", dijo Phillips. "El número de sesiones o la duración de una sesión a la que se expone al feto no están controlados, lo que aumenta el potencial de daño para el feto".

Más información

March of Dimes ofrece más información sobre los ultrasonidos fetales.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

FUENTE: U.S. Food and Drug Administration, news release, March 13, 2014

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. enlace externo  Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite Noticias de la salud.