La mayoría de las mujeres no conocen las señales de advertencia del ACV, según un estudio

Las mujeres hispanas son las menos propensas a reconocer cuándo ha llegado el momento de llamar al 911, informan unos investigadores

Por Mary Brophy Marcus
Reportera de Healthday

MIÉRCOLES, 19 de marzo de 2014 (HealthDay News) -- La mayoría de las mujeres afirman que llamarían al 911 si estuvieran sufriendo un accidente cerebrovascular (ACV), pero muchas no reconocen las señales de advertencia del ACV, muestra una investigación reciente.

Los autores del estudio encuestaron a más de 1,200 mujeres de EE. UU. para evaluar su comprensión sobre las señales de advertencia del ACV.

"Observamos un alto nivel respecto al conocimiento de que hay que llamar al 911 si ocurre un ACV", comentó la autora del estudio, la Dra. Heidi Mochari-Greenberger, científica asociada de investigación en cardiología preventiva del Centro Médico de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York. El 84 por ciento de las mujeres saben que deben llamar a una ambulancia si sufren un ACV. Pero esa fue la única buena noticia, anotó Mochari-Greenberger.

Apenas el 51 por ciento sabían que la debilidad o entumecimiento repentino de un lado de la cara, de los brazos o de las piernas es una señal de advertencia del ACV. Menos de la mitad (el 44 por ciento) sabían que las dificultades para hablar son una señal de accidente cerebrovascular. Menos de una cuarta parte de las mujeres podían identificar las siguientes como las demás señales principales del ACV: dolor de cabeza grave repentino (el 23 por ciento), mareo no explicado (el 20 por ciento), y la pérdida súbita de la visión o la pérdida de la visión en un ojo (el 18 por ciento).

"Los resultados sugieren que los esfuerzos por mejorar el reconocimiento de las señales de advertencia del ACV en las mujeres tienen el potencial de reducir los retrasos en el tratamiento y mejorar los resultados de las mujeres", planteó Mochari-Greenberger.

Y el Dr. Keith Siller, director médico del Centro de Tratamiento del ACV Langone de la NYU en la ciudad de Nueva York, señaló que "lo que realmente complica la historia todavía más es que las mujeres de las minorías (las mujeres negras e hispanas que tienen factores de riesgo distintos, que incluyen problemas con la gestión [de la hipertensión y del colesterol]) están entre las que no reconocen las señales clásicas del ACV".

Siller, que no participó en la investigación, añadió que "este es un doble golpe que debemos abordar".

El 25 por ciento de las mujeres hispanas no conocían ninguna señal del ACV, frente al 18 por ciento de las blancas y el 19 por ciento de las negras, según el estudio.

¿Detectan los hombres mejor el ACV?

"La falta de reconocimiento de los síntomas clásicos del ACV no se limita a las mujeres", lamentó Siller. "No es específico de un sexo. Desafortunadamente, es un problema importante en ambos sexos".

Pero anotó que las mujeres viven más que los hombres, así que se ven más afectadas por el ACV. "No hay duda de que más mujeres sufren ACV. Más mujeres sobreviven a medida que envejecen, así que ese grupo es más vulnerable a sufrir más ACV", explicó.

"Las mujeres también son mucho menos propensas a cuidar de sí mismas, porque con frecuencia tienden a cuidar a todos los demás primero", explicó Siller. "Con frecuencia son las que ofrecen apoyo. Cuidan a sus hijos, se aseguran de que sus maridos estén bien y con frecuencia no se incluyen a sí mismas como alguien a quien hay que cuidar".

El ACV es la tercera causa principal de muerte entre las mujeres de EE. UU., según la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association).

Mochari-Greenberger comentó que las mujeres jóvenes también deben enterarse de las señales de advertencia. "El ACV podría estar en aumento entre las mujeres jóvenes. Las mujeres jóvenes tienen la oportunidad de prevenir el ACV en ellas mismas y de reconocer cuando otras personas están sufriendo un ACV y llamar al 911", planteó.

La asociación cardiaca emitió nuevas directrices para las mujeres y el ACV en febrero. La autora de las directrices, la Dra. Ileana Pina, profesora de medicina y epidemiología y salud de la población del Colegio de Medicina Albert Einstein, en la ciudad de Nueva York, dijo que "todavía necesitamos una cantidad tremenda de investigación para comprender mejor el ACV en las mujeres. Y el hecho de que la base de conocimiento se esté quedando atrasada, sobre todo en los grupos minoritarios (las hispanas) muestra que necesitamos hacer un mejor trabajo con la educación".

Mochari-Greenberger y sus colaboradores presentaron sus hallazgos el miércoles en la reunión de sesiones científicas de la Asociación Americana del Corazón, en San Francisco. El estudio también aparece en la edición en línea del 19 de marzo de la revista Stroke.

Más información

Para reconocer las señales de advertencia del ACV, lea este artículo sobre el acrónimo FAST.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

FUENTES: Heidi Mochari-Greenberger, Ph.D., M.P.H., R.D., associate research scientist, preventive cardiology, Columbia University Medical Center, New York City; Keith Siller, M.D., medical director, NYU Langone Stroke Treatment Center, New York City; Ileana Pina, M.D., M.P.H., professor, medicine and epidemiology & population health, Albert Einstein College of Medicine, New York City; March 19, 2014, presentation, American Heart Association's Epidemiology and Prevention/Nutrition, Physical Activity and Metabolism scientific sessions, San Francisco; March 19, 2014, Stroke, online

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. enlace externo  Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite Noticias de la salud.