(FUENTES: Ryan Masters, Robert Wood Johnson Foundation Health & Society Scholar, Mailman School of Public Health, Columbia University, New York City; Georges Benjamin, M.D., executive director, American Public Health Association; Aug. 15, 2013, American Journal of Public Health, online)

El número de muertes provocadas por la obesidad podría ser mucho más alto de lo que se pensaba- healthfinder.gov

Skip Navigation

El número de muertes provocadas por la obesidad podría ser mucho más alto de lo que se pensaba

Un estudio muestra una tasa del 18 por ciento en las muertes relacionadas entre los adultos de EE. UU. a partir de los 40 años, en comparación con los estimados anteriores del 5 por ciento

Por Dennis Thompson
Reportero de Healthday

JUEVES, 15 de agosto (HealthDay News) -- Los investigadores han subestimado en gran medida el número de muertes provocadas por la obesidad en Estados Unidos, revela un informe reciente.

La obesidad explica el 18 por ciento de las muertes de los estadounidenses negros y blancos entre los 40 y los 85 años de edad, según un estudio publicado en línea el 15 de agosto en la revista American Journal of Public Health. Los estimados anteriores habían calculado las tasas de muertes relacionadas con la obesidad en apenas el 5 por ciento de todas las muertes de EE. UU.

"Esto triplica y más el estimado anterior", comentó el autor del estudio, Ryan Masters, quien llevó a cabo la investigación mientras era becario de la Robert Wood Johnson Foundation en la Facultad de Salud Pública Mailman de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York. "La obesidad tiene unas consecuencias de salud dramáticamente peores de lo que algunos informes nos han llevado a creer".

Los estimados anteriores erraron al pasar por alto las diferencias generacionales en la forma en que la epidemia de obesidad ha afectado a los estadounidenses, planteó Masters.

Dado que las generaciones más jóvenes han estado expuestas más tiempo a los factores de riesgo de la obesidad, tienen un riesgo aún mayor de tener sobrepeso o ser obesos y de sufrir todos los problemas de salud que el peso adicional conlleva, advirtieron los investigadores.

"Un niño de cinco años que está creciendo hoy en día vive en un ambiente en que la obesidad es mucho más normal de lo que era para un niño de cinco años hace una o dos generaciones. Las bebidas son más grandes, la ropa es más grande, y un mayor número de niños de su edad son obesos", lamentó en la declaración el coautor del estudio, Bruce Link, profesor de epidemiología y ciencias sociomédicas de la Columbia. "Y una vez alguien es obeso, revertirlo es muy difícil. Así que es razonable que no veremos la peor parte de la epidemia hasta que la generación actual de niños crezca".

Los investigadores estudiaron esta posibilidad al dividir la población en "cohortes" o generaciones, y estudiando el efecto de la obesidad sobre las muertes en esos grupos de edad.

Usando esos grupos generacionales, analizaron 19 años de la Encuesta nacional de entrevista de salud de EE. UU., entre 1986 y 2004, y compararon esos hallazgos con las actas de defunción individuales del Índice Nacional de Muertes. Se concentraron en las edades de 40 a 85 años para excluir las muertes provocadas por accidentes, homicidios y afecciones congénitas, las principales causas de mortalidad entre las personas más jóvenes.

"Las cohortes sucesivas viven en este nuevo ambiente y están en mayor riesgo de obesidad que en momentos anteriores de sus vidas", apuntó Masters. "Cada cohorte específica parece una ola que ha crecido más que la cohorte que la precedía".

Por ejemplo, Masters y colegas notaron el creciente efecto de la obesidad sobre la mortalidad en los hombres blancos que murieron entre los 65 y los 70 años de edad en los años 1986 a 2006.

La obesidad explicó alrededor del 3.5 por ciento de las muertes de los nacidos entre 1915 y 1919, pero explicó alrededor del 5 por ciento de las muertes entre los nacidos diez años más tarde. La obesidad acabó con las vidas de alrededor del 7 por ciento de los nacidos diez años después.

Las mujeres parecen ser más vulnerables que los hombres a morir de obesidad. Las mujeres negras tenían el riesgo general más alto de morir por obesidad o sobrepeso, con un 27 por ciento, seguidas de las mujeres blancas, con un 21 por ciento.

El Dr. Georges Benjamin, director ejecutivo de la Asociación Americana de Salud Pública (American Public Health Association), dijo que la nueva investigación provee un marco útil para comprender y atacar la epidemia de obesidad.

"Hasta ahora, se ha tratado de una discusión unilateral sobre qué tan obeso uno es o cuánta grasa corporal tiene", comentó Benjamin. "Las soluciones no son solo hacer más ejercicio y comer mejor, sino toda una variedad de factores ambientales que tendremos que abordar. Se espera que la generación actual sea obesa durante más tiempo. Es un motivo central por el que necesitamos cambiar las cosas ahora si vamos a hacer que esta generación sea más sana".

Con esa finalidad, el estudio sí valida los esfuerzos actuales de las autoridades de salud pública por combatir la epidemia de obesidad al concentrarse en los niños, aseguró Masters.

"El hecho de que estén intentado prevenir la obesidad a una edad cada vez más temprana es lo correcto, creo", afirmó Masters. "Se trata de una reafirmación de las campañas de salud pública que están priorizando la obesidad".

Más información

Para más información sobre la obesidad, visite la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite noticias de la salud de healthfinder.gov.